Humanos de segunda clase

19/05/2019 Diario Perú.21 (Perú)

A finales del siglo XIX y hasta la Primera Guerra Mundial era virtualmente innecesario tener un pasaporte. Uno podía cruzar las fronteras entre los países simplemente pasando a través de ellas. Hoy, sin embargo, los Estados restringen e incluso prohíben a las personas cruzar las fronteras.

La consolidación del Estado Nacional creó un concepto distinto de frontera. Esa línea imaginaria que delimita a los países se convirtió, literalmente, en un “muro”...

Visualizar columna de opinión

Esta entrada fue publicada en Publicaciones Guarda el permalink .

Deje un Comentario

Su dirección de mail no sera publicada. Los campos con (*) son obligatorios.